El dólar se operaba estable este miércoles, cuando persisten las dudas inversoras sobre el futuro de la economía del país en medio de negociaciones con el Fondo para acceder a otro plan de ayuda.

En bancos y casas de cambio el valor de la divisa de EEUU promedia $39,75 para la venta, unos seis centavos más (+0,2%) que el martes.

En los últimos doce meses el dólar se encareció 126,6% respecto de los $17,54 que promedió el 5 de septiembre del año pasado. Sólo en 2018 el incremento es de 110,1 por ciento.

La moneda de EEUU se transaba a 38,90 pesos, dos centavos por encima del cierre anterior.

Los operadores no descartan otra intervención del Banco Central, mediante licitaciones escalonadas de dólares, como para ayudar a frenar la debilidad del peso. La autoridad monetaria acumula ventas de reservas por casi unos USD 14.437 millones en el año.

Economistas consultados por el Banco Central estimaron que la actividad económica se contraerá 1,9% en el 2018, desde un pronóstico negativo previo de 0,3%, y que la inflación del año será de 40,3%, desde el 31,8% calculado anteriormente.

A su vez, el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) reflejó que se espera que el dólar cotice a 41,90 en diciembre del 2018, por encima de los $30,50 que habían previsto apenas un mes atrás.

"En el marco de la coyuntura cambiaria actual, se corrigieron al alza los pronósticos de tipo de cambio nominal para todos los períodos", explicó el BCRA.

Para la banca ING, "la dramática crisis de confianza que enfrenta Argentina, y el agresivo ajuste monetario y fiscal que se vio forzada a adoptar la administración, han incrementado el riesgo de una recesión económica más profunda, posiblemente con una contracción del PBI de más de 2% en 2018".

El Gobierno espera que el directorio del Fondo Monetario Internacional (FMI) vote en la segunda mitad de septiembre un pedido de adelanto de recursos establecidos en un convenio previo, según manifestó el ministro de Hacienda Nicolás Dujovne, tras mantener una reunión con la directora gerente del organismo, Christine Lagarde.

Con un anticipo de los USD 50.000 millones de financiación que Argentina obtuvo del FMI, el presidente Mauricio Macri busca darle una señal de confianza a los mercados, que, a pesar de medidas recientes de ajuste fiscal, aún no han generado el respaldo a la política económica.

INFOBAE.-

Top